Leer el artículo Menú

Social:

RSS:

App:

Radio Vaticano

La voz del Papa y de la Iglesia dialogan con el mundo

otros idiomas:

Editorial \ Reflexiones en frontera

“¿Dónde está Dios?”, preguntó Papa Francisco a los jóvenes en el Vía Crucis en Cracovia.

“Dios está en los que sufren y sufre en ellos, profundamente identificado con cada uno; tan unido a ellos que forma un solo cuerpo". Francisco

14/04/2017 12:35

REFLEXIONES EN FRONTERA, jesuita guillermo Ortiz

“¿Dónde está Dios, si en el mundo existe el mal, si hay gente que pasa hambre o sed, que no tienen hogar, que huyen, que buscan refugio?, ¿dónde está Dios cuando las personas inocentes mueren a causa de la violencia, el terrorismo, las guerras?, ¿dónde está Dios, cuando enfermedades terribles rompen los lazos de la vida y el afecto?, ¿o cuando los niños son explotados, humillados, y también sufren graves patologías?, ¿dónde está Dios, ante la inquietud de los que dudan y de los que tienen el alma afligida?, dijo el Obispo de Roma en la Jornada Mundial de la Juventud 2016. Y respondió: “Hay preguntas para las cuales no hay respuestas humanas. Sólo podemos mirar a Jesús, y preguntarle a Él. Y la respuesta de Jesús es esta: “Dios está en ellos”, Jesús está en ellos, sufre en ellos, profundamente identificado con cada uno. Él está tan unido a ellos, que forma casi como «un solo cuerpo».

Jesús mismo eligió identificarse con estos hermanos y hermanas que sufren por el dolor y la angustia, aceptando recorrer la vía dolorosa que lleva al calvario. Él, muriendo en la cruz, se entregó en las manos del Padre y, con amor que se entrega, cargó consigo las heridas físicas, morales y espirituales de toda la humanidad.

Abrazando el madero de la cruz, Jesús abrazó la desnudez y el hambre, la sed y la soledad, el dolor y la muerte de los hombres y mujeres de todos los tiempos”.

14/04/2017 12:35