Leer el artículo Menú

Social:

RSS:

App:

Radio Vaticano

La voz del Papa y de la Iglesia dialogan con el mundo

otros idiomas:

Profundización \ Programas Especiales

Radio Vaticano en español para Guinea Ecuatorial y África

Audiencia general del Papa Francisco, del 1 de marzo de 2017 - ANSA

04/03/2017 08:00

Compartimos algunos momentos con el Papa Francisco

(RV).- «Los exhorto a caminar en esperanza y con empeño en este camino de amor, que Dios hoy nos propone al inicio de la Cuaresma. Que nuestro esfuerzo forje una esperanza sólida, como la de María, que continuó a creer y a esperar incluso cuando se encontraba junto a la cruz de su Hijo». 

Ésta fue la exhortación del Papa a los peregrinos de lengua española que participaron en su audiencia general

¡Dios es fiel, es un padre fiel, es un amigo fiel, es un aliado fiel!

«¡No olviden: confiar en Dios!». Es la invitación que reiteró el Papa Francisco, haciendo hincapié en que «la esperanza cristiana se afianza en la promesa de Dios y no se detiene ante ninguna dificultad».

Reflexionando sobre la página evangélica del VIII Domingo del Tiempo Ordinario, recordó que Jesús nos enseña que el que se «aferra a Dios no cae jamás» y que «es muy importante», que percibamos su amor de Padre, en este mundo huérfano.

También hoy, Jesús nos dice que la búsqueda afanosa e ilusoria de los bienes terrenales y de las riquezas nos aleja del amor de Dios: «No se puede servir a Dios y al dinero» (Mt 6, 24)

Introduciendo el rezo del Ángelus, el Papa invocó «la ayuda de la Virgen María, para encomendarnos al amor y a la bondad del Padre celeste y a vivir en  Él y con Él: requisito previo para superar los tormentos y adversidades de la vida, y también las persecuciones, como nos demuestra el testimonio de tantos hermanos y hermanas nuestros».

También nosotros queremos volver al corazón misericordioso del Padre, dijo el Papa Francisco al comenzar la Cuaresma, en su homilía de la Santa Misa, el Miércoles de Ceniza, en la Basílica romana de Santa Sabina.

Tras reiterar que todo el Pueblo fiel, sin exclusión, está convocado para ponerse en marcha y adorar a su Dios que es «compasivo y misericordioso, lento a la cólera y rico en piedad», exhortó a fijar nuestra mirada en la misericordia divina, en este tiempo de gracia. Y recordó que la cuaresma es un camino que nos conduce a la victoria de la misericordia.

En especial, la Cuaresma nos recuerda las palabras del Apóstol Pablo: ‘Les suplicamos en nombre de Cristo: déjense reconciliar con Dios’, señaló asimismo el Papa Francisco en su audiencia general, el Miércoles de Ceniza.

(CdM – RV)

04/03/2017 08:00